11/08/2014

Lo correcto

Michael Sandel es filósofo y catedrático de Justicia y Filosofía política en la Universidad de Harvard y lleva más de dos décadas impartiendo la asignatura ‘Justicia’, que se ha constituido como la asignatura con más matrículas de la historia de Harvard, con más de 14.000 cursantes. Sandel pertenece a la corriente de pensamiento dentro de la filosofía política del Comunitarismo y es conocido por su crítica a la Teoría de la Justicia de John Rawls y por su trabajo y estudio sobre la ética en ingeniería genética y bioética en general. En su más reciente trabajo, el libro ‘Lo que el dinero no puede comprar’, desafía la idea de la supuesta neutralidad moral de los mercados, defendiendo la existencia e importancia de la moral y la justicia —o la falta de ellas— en todos los actos y esferas de la vida, no sólo en el personal sino también el político, económico y espiritual-religioso, esferas que se ven de esta forma afectadas entre sí.

El presente vídeo es uno de los doce capítulos de la serie coproducida por la WGBH y la Universidad de Harvard llamada ‘Justicia: ¿Qué es lo que hay que hacer correctamente?’, donde se ofrecen versiones resumidas de las clases del pensador y profesor en la universidad. Este capítulo es la presentación del curso, donde trata la cuestión de la ética y la moral en el sentido práctico y aborda los dilemas morales a través de preguntas donde debemos elegir que es lo correcto. A través de unos dilemas sencillos y supuestos, Sandel reflexiona y acude a la Historia y a la inmensa herencia en este vasto tema de los gigantes del pensamiento en filosofía política, justicia, ética y moral como Aristóteles, Kant, Locke o Stuart Mill. Dilemas eternos y presentes en la filosofía política y moral desde sus inicios, siempre abiertos pero que condicionan nuestro comportamiento a nivel individual y también político y comunitario.

A través de un método y formato de clase de discusión orientada (método socrático), con preguntas y respuestas que establecen un diálogo con los estudiantes (o el espectador), la teoría se vuelve práctica e integra los problemas morales en el propio individuo para entender las consecuencias de nuestras ideas y códigos morales a nivel comunitario. El objetivo es llegar a un auténtico y profundo entendimiento de la justicia y, según la manera en que se resuelven estos dilemas y la moral que se esconde detrás de pensamiento y práctica, poder entender la Historia y algunos de los actos más inmorales que hemos vivido como Humanidad, y quizá remediar los futuros.