18/06/2012

El subconsciente hace bien su trabajo

Como todo el mundo sabe, y el que no que tire la primera piedra, las decisiones de mayor trascendencia conllevan tantas variables racionales que a menudo las personas nos sentimos bloqueadas y dejamos de pensar en ellas.

Un estudio realizado por psicólogos holandeses, publicado en la revista Science en el año 2006, sostiene que esa puede ser una buena estrategia, porque la parte subconsciente del cerebro es capaz de inducirnos a tomar decisiones tan o más acertadas que la consciente.

W_subconsciente

Contrariamente a lo que se cree y según las conclusiones del estudio, no siempre es buena idea enzarzarse en profundas deliberaciones antes de tomar una decisión. Basándose en datos contrastados en investigaciones anteriores sobre las características del pensamiento consciente e inconsciente, el equipo de psicólogos liderado por Ap Dijksterhuis testó la hipótesis de que las decisiones sencillas (como escoger con qué toalla secarse o mesa en un restaurante) efectivamente resultan mejor después de un proceso consciente, pero las decisiones sobre temas importantes, temas que nos importan realmente (como escoger una casa o cambiar de trabajo), son mejor resueltas a través de un proceso inconsciente.

Conocida como la hipótesis de la ‘deliberación sin atención’, fue confirmada en cuatro estudios posteriores: con el paso del tiempo, las decisiones tomadas sobre asuntos complejos fueron más satisfactorias para las personas que las habían tomado en ausencia de deliberación consciente, es decir, sin ‘pensar’.